Si el tiempo no existiera - Rebeka Lo


 

Primer libro que leo de esta autora y ya tengo en mis manos el segundo que me quema de las ganas que tengo de comenzarlo. La historia no se ha podido quedar en mejor momento y ahora no puedo pasar sin saber cómo continuará, aunque el tercero aún tardará un poquito en salir y nos volveremos a quedar con las ganas de saber más.

La trama es muy interesante, aunque ha tratado un tema como los viajes en el tiempo, no me ha resultado aburrida ni repetitiva. He leído varios libros sobre este mismo tema, pero es verdad que cada uno le quiere dar un enfoque y lo que son sus historias no tienen nada que ver. 

Durante un paseo en el que tiene intención de quedar con su amiga, Blanca se recuesta en un árbol y se desvanece, ya le ha ocurrido más veces pero esta vez está siendo distinto. Cuando se despierta resulta que sigue en Gijón, pero ahora en el siglo XIV. 

Según está bajando de la colina se cruza con Bernal, capitán de la guardia de la ciudad, quien sin saber ni siquiera que es una chica, pues va vestida con unos pantalones anchos y una sudadera muy desgastada por el uso, le ofrece su ayuda y la lleva con él a la casa de Constanza, una mujer con quien mantiene una aventura.

Constanza está viuda y desde que le conoce ha estado enamorada de él, por lo que cuando le pide que le den refugio hasta que recobre la memoria, ella no duda en atender a sus demandas y ayudarla. Para lo que preparan la coartada de que Blanca es la sobrina de Bernal, así esperan evitar problemas ya que en esa época ella ya debería estar casada o pensando en ello.

Blanca no sabe qué hacer, esta vez el salto en el tiempo está durando demasiado y recuerda las enseñanzas de su abuela; el problema es que su memoria es de tipo pez y no se suele acordar de demasiados detalles. A Bernal y Constanza les ha contado que no se acuerda de nada y que va recuperando recuerdos pero muy lentamente por lo que no logra darles forma.

Como la situación no parece que vaya a cambiar a corto plazo, Blanca decide que lo mejor será adaptarse lo mejor posible para vivir allí hasta que pueda volver a su época. Con lo que ella no contaba es con conocer a Samuel, un pirata muy apuesto que con sólo posar su mirada en ella ya le hace temblar. 

Su corazón estará dividido entre dos hombres totalmente diferentes que, lo único que tendrán en común será su gran amor por ella. Su decisión será muy complicada y, en ocasiones, ni tan siquiera dependerán de ella, así que no le queda otra que adaptarse y entregar su corazón a quien crea que se lo merece. 

Este libro tiene 576 páginas y lo tenéis disponible en kindle. Os adjunto el enlace:

Comentarios

Entradas populares de este blog

200 mariquitas en medio de un tsunami de 138 grados - Mili Garrardo

El demonio escocés - Sarah McAllen

Veneno en tu piel - Kristel Ralston