Malditas palabras de amor


Gracias a la creación de este blog, voy descubriendo autoras que me están sorprendiendo gratamente; ahora es el turno de Mónica Maier. Seguro que leeré más novelas suyas porque esta primera me ha gustado mucho, es muy fresca aún tratando temas complicados.

La vida de Eva se desmorona cuando ve a su pareja, con quien lleva cuatro años, besándose con otra y paseando de la mano de ella. No se lo puede creer y lo que al principio es desconcierto, poco a poco, se va convirtiendo en rabia. 

En esta situación, en la que no sabes muy bien qué hacer, ella decide alquilarse una casa muy lejos de toda la gente que la conoce y fuera de su zona de confort para encontrarse consigo misma. Así que termina en la Costa Brava, en un pueblo con pocos habitantes y sola. 

Los primeros días siempre son los más duros, por el silencio y por la soledad, pero como pasa siempre el tiempo todo lo cura y un corazón roto no va a ser menos. Termina saliendo de la casa y conoce a Olivia, la chica que le ha alquilado la casa y rápido se hacen amigas. Ahí es donde se entera de que la casa no es suya, sino de su amigo Bruno.

Cuando conoce de manera oficial a Bruno se queda sin palabras, porque sin conocerse ya se habían cruzado sus caminos y su opinión de él no es precisamente buena. Menos mal que las primeras impresiones no son siempre lo que parecen y Bruno no es tan chulo y estúpido como ella pensó en un principio. 

Entre ellos hay algo... atracción! Pero, ¿será eso suficiente para superar todos los miedos de Eva? ¿podrá confiar en alguien después de lo que Marco le hizo? Os animo a descubrirlo, porque la novela se lee sola, sin esfuerzo te atrapa y no puedes parar hasta descubrir qué pasará con Eva.

Comentarios

  1. Hola

    La verdad es que ha veces parece que no puedes superar algunas situaciones te se presentan en la vida, pero en muchos casos sirven para darte cuenta de que ha sido lo mejor que te podía pasar.

    Otra que me ha gustado bastante.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

El duque y yo - Julia Quinn

Ningún mar en calma - Calista Sweet