Madrina en alquiler - Jossy Loes


Hay autores a quienes he descubierto gracias a las lecturas compartidas de instagram y otros a los que conocía pero de los que no había leído ningún libro. En este caso, nunca había oído hablar de Jossy Loes pero me alegro de haberla conocido. Lo he pasado genial leyendo su libro aunque al principio no consiguió engancharme demasiado, no pensé que la historia me iba a resultar tan entretenida y me he llevado una grata sorpresa. No tarda en ponerse interesante, para mí con la llegada de Leo!

Isabella González es una de las socias de Madrina en alquiler, una empresa que se dedica a ayudar a novias con los nervios y las gestiones de su boda. Pensaréis como yo o como Leo, que teniendo los planificadores de bodas, no sirven para nada, pero ellas no organizan sino que escuchan a las novias, se convierten en sus amigas, las acompañan a donde tengan que ir, ponen su hombro si tienen que llorar…

Yo me casé en una boda con poco más de 30 personas, pero para la gente que decide tener bodas de muchos invitados, puedo entender que tenerlo todo bajo control puede llegar a ser muy estresante y que, en muchos momentos, te sientas superado por la situación. Puedes sentir que nadie te está apoyando o que nadie entiende lo que tú quieres que esté presente en tu boda, y para eso está Madrina en alquiler.

Los planificadores de boda que se describen en el libro, son personas que si ven que los novios tienen mucho dinero, tiran la casa por la ventana y entran en un despilfarro, que no siempre buscan los que se van a casar, pero que en esos momentos de nervios terminan aceptando porque creen que son personas que les van a aconsejar de manera adecuada para que su boda se convierta en uno de los mejores momentos de sus vidas.

Ella, además de ser socia en esta empresa, se dedica a escribir los mensajes de las galletas de la fortuna que te suelen dar cuando vas a los restaurantes chinos, y pensaréis ¿cómo ha llegado a dedicarse a eso? Pues ahí tenéis uno de los puntos divertidos, un día se levanta y dice: voy a trabajar en algún trabajo que no quiera nadie, jajajaja. Y oye, podría haber sido probadora de colchones… pero lo que de verdad se le dio bien fue escribir esas frases. 

Ahora está organizando la boda de Ginger Morgan, lo que no espera es que esta boda puede convertirse en su ruina. Leo Hamilton, quien se va a convertir en el cuñado de Ginger y que va a ser el padrino de la boda, parece tener algo en contra de Isabella, pero ella no tiene ni idea de qué puede ser. No entiende qué le pasa a este hombre para este acoso y derribo. 

Cada dos por tres, Leo aparece en su vida poniendo todo patas arriba, hasta su estado de ánimo. Isabella no es ciega y, hay que reconocer que él es un hombre muy atractivo y que no solo le hace enfadar sino que despierta en ella algo más. A partir de ahí, se dan situaciones divertidas, ardientes, de tensión… No os lo podéis perder!


Este libro tiene 442 páginas y lo tenéis disponible en kindle. Os adjunto el enlace:

Comentarios

Entradas populares de este blog

En jaque - Teresa Greco

Mi mejor error - Gema Samaro

Te lo dije - Megan Maxwell